¿Tu web está consiguiendo los objetivos que te marcaste cuando la creaste o estás espantando a tus clientes potenciales? En este artículo he hecho un recopilatorio de algunos de los errores en páginas web más frecuentes que pueden estar influyendo negativamente en el éxito de tu página.

Tu web no es responsive

Cada vez navegamos más por internet desde dispositivos más variados. Es por eso que hoy en día es imprescindible que tu web funcione perfectamente en todo tipo de pantallas y dispositivos. Esto significa que el contenido debe de adaptarse al formato de la pantalla desde la que estén visitando tu web, tanto si es desde el ordenador de sobremesa, un portátil, una tablet o cualquier tipo de teléfono móvil. Para ello los elementos deben de recolocarse o mostrarse o no, dependiendo de el tamaño y las proporciones de la pantalla.

Tu web es demasiado lenta

La velocidad de carga de tu página web es un factor muy importante que influye sobre la tasa de abandono, las personas que intentan visitarla, se frustran por la excesiva lentitud a la hora de cargar los contenidos y se marchan sin ni siquiera haberlos visto. Por eso Google prioriza en su ranking a las webs que tienen velocidades de carga óptimas. Una velocidad de carga muy lenta influye de manera muy negativa sobre la experiencia de los usuarios de tu web y dificultará que alcances tus objetivos.

Tu web tiene un diseño muy desfasado

El diseño de tu web es también muy importante a la hora de captar y mantener la atención de sus visitantes. Un diseño moderno, acorde con las últimas tendencias y atractivo, te ayudará a enganchar a los visitantes y llevar su atención a los contenidos que a ti más te interesen. Si en cambio mantienes un diseño desfasado y sin tener en cuenta las últimas novedades introducidas gracias al resultado de estudios sobre experiencia de usuario, el efecto puede ser el contrario. Quizás sea el momento de plantearse hacer un rediseño web.

Tu web se cuelga a menudo

Decimos que una página web se cuelga cuando deja de estar disponible por periodos variados de tiempo. Es decir, tu web desaparece momentáneamente o incluso durante algunas horas porque los recursos de tu servidor han sido superados. Los recursos se pueden superar por que has ocupado demasiado espacio o porque has recibido más visitas que las que puede soportar tu plan de hosting. Este es un tema que debes de tener en cuenta a la hora de elegir un buen proveedor de alojamiento web. Debes cerciorarte que los recursos del plan de hosting que elijas estén a la altura de las necesidades de tu página web.

Tu web es demasiado complicada

Una web excesivamente compleja y llena de información puede ser una auténtica pesadilla a la hora de encontrar lo que buscas. Siempre ten en cuenta la usabilidad a la hora de diseñar la estructura de tu web y pónselo fácil a tus visitantes mostrando solo los contenidos que les interesan, ahí donde esperan encontrarlos y de manera fácil y clara. Simplificar el diseño de tu web es una de las mejores formas de que el contenido sea más claro y encontrable por las personas que la visitan.

No queda claro cómo contactarte

Si tienes una página web es porque quieres visibilidad y que tus clientes potenciales te contacten. Pero si la información de contacto no está clara y visible esto puede provocar una experiencia bastante irritante para cualquier usuario. Esta información debe de estar presente en varios lugares de la web y visible desde cualquier página. Lo habitual es que haya un link a la página de contacto en el menú principal y en el footer. Pero si la finalidad de tu web es que contacten contigo, entonces plantéate incluir esta información incluso en más lugares, no tengas miedo a ser repetitivo. Se trata de facilitarle el trabajo a tus clientes potenciales.

Los textos de tu web son vacíos o demasiado comerciales

A menudo caemos en el error de llenar nuestra web de textos vacíos con alto contenido comercial con los que nuestros clientes difícilmente se sentirán identificados. Por ignorancia, tendemos a escondernos detrás de grandes palabras que no dicen nada con la idea de ofrecer una imagen más profesional. Pero la realidad es que los textos que mejor funcionan son los más auténticos y sinceros que hablan directamente a las necesidades de nuestros clientes potenciales. Aquí tienes algunos consejos sobre cómo escribir mejores textos para tu web.

Las imágenes de tu web son de mala calidad

Uno de los errores en páginas web más comunes es subestimar la importancia de la calidad de las imágenes que utilizamos para su diseño. Las imágenes deben de estar ahí para complementar el sentido de los textos de tu web, deben de tener una función clara. No sirve simplemente seleccionar algunas imágenes “bonitas” y aplicarles un filtro con el móvil para que no se noten sus defectos. Las imágenes de tu web ayudan a contar la historia y a crear tu marca y siempre deben de tener una calidad impecable. Olvídate de usar fotos de mala calidad, invierte en un buen fotógrafo y, si no puedes permitírtelo, compra buenas imágenes de stock. No hay nada que estropeé más la primera impresión al aterrizar en una web que las malas imágenes.

Además las imágenes deben de tener el tamaño correcto, no estar pixeladas ni borrosas y estar optimizadas para que su peso no sea excesivo. Aquí tienes un artículo con más consejos para elegir las imágenes de tu web.

Hay música en tu web que empieza a sonar de manera automática

Imagínate que estás en una sala de espera tranquilamente buscando una información en internet, el silencio es absoluto y de repente, cuando abres una página web empieza a sonar música a todo volumen. No encuentras como hacer callar ese ruido insoportable y las personas que hay a tu al rededor te miran con cara de reproche. Al final das marcha atrás en el navegador y decides no volver a visitar esa web, simplemente porque te resulta molesta la música.

Sentimos como invasivo cualquier contenido ruidoso que empiece a funcionar automáticamente cuando navegamos por internet, puede ser un vídeo con sonido o música. Y de hecho hoy en día es algo que Google ya sabe y tiene en cuenta a la hora de posicionar tu web. Así que por más interesante que te resulte el efecto de tu web con música, por favor abstente de hacer que empiece a sonar automáticamente. Deja que sea el usuario el que decida si quiere oír música mientras visita tu web.

Hay enlaces en tu web no llevan a ninguna parte

Es vital que todos los enlaces que hay dentro de tu web estén funcionando correctamente, tanto para su posicionamiento como para que la experiencia de tus visitantes sea agradable. Así que es importante que de vez en cuando chequees tu web en busca de enlaces rotos y corrijas cualquier error. Para comprobar que los enlaces de tu web estén funcionando bien, puedes usar Google Search Console o alguna herramienta gratuita como Siteliner.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de navegación. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptar las cookies y nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
claves para tener una web de exito

Consigue gratis el Ebook que va a revolucionar tu página web

Suscríbete y recibe gratis las claves para tener una web de éxito.

No olvides confirmar tu suscripción, te llegará un mail de confirmación :)

Pin It on Pinterest