Hace tiempo que tengo ganas de hablaros de porqué vuestra página web debe de estar en el centro de vuestra estrategia de marketing online. ¡Por fin ha llegado el momento!

Cuando hablamos de marketing online, muchas veces pensamos antes en Redes Sociales que en una Página web. Después de todo, en los últimos años se han puesto tan de moda que no queda nadie que no sepa hacer una página de empresa en Facebook. Vamos, que ya somos tod@s expert@s en el tema. Y esto ha hecho que yo me encuentre con casos preocupantes en los que algunos pequeños negocios, tienen presencia en Facebook cuando aún no tienen su propia web. ¡Pero bueno! ¿Cómo es posible? 😉

Os voy a desmontar algunos de los argumentos que estaréis elaborando en vuestras cabecitas…

para justificar tamaña atrocidad 😉 empezando por el más obvio:

  • Tener una página en Facebook es gratis y tener una web no. Bueno, tener una página en Facebook y que no sepa de tu existencia ni el Tato y que tus clientes se vuelvan locos intentando encontrar tu información de contacto o dónde estás, es gratis, sí señor@s. En cambio tener una página web que aparezca en los resultados de búsqueda de google cuando alguien busca un tema relacionado con tu sector o alguno de los servicios que ofreces no es gratis, no. Construir una web tiene un coste, pero conseguir posicionarse y tener un alcance ilimitado no lo es. En cambio, abrir una página en Facebook es gratis, pero tendrás que pagar para conseguir un alcance limitado. A la larga, la web te saldrá más barata.
  • Las redes sociales son más intuitivas, después de todo, las usamos a diario. Intenta recordar la primera vez que te abriste un perfil de Facebook y tuviste que aprender a usarlo por primera vez. Todo requiere un aprendizaje. Igual que te costó aprender a usar cualquier red social, también te costará aprender a usar tu página web, pero una vez que le cojas el tranquillo, será tan fácil como subir las fotos de tus vacaciones a Facebook para que las vean tod@s tus colegas.
  • Tener muchos seguidores en redes sociales nos garantiza un gran alcance para todo lo que publicamos. Error, ahora mismo si no utilizas post promocionados o tweets promocionados, la proporción de tus seguidores que llegan a ver lo que publicas está entre un 10 y un 30% en el mejor de lo casos. Existen muchas personas, que están interesadas en tu página, que en su día decidieron seguirte y con los que no puedes comunicarte de ninguna manera por más que quieras. No reciben tus publicaciones y la única manera de llegar a ellos es pagar a Facebook.

¿Por qué tu página debe estar en el centro de tu estrategia?

  • Primero porque es tuya, tú eres el/la unic@ dueñ@. Tienes la libertad de hacer lo que quieras con tu web. Publicar ofertas, cambiar datos, vender tus productos. Tienes absoluto control sobre todos los materiales y contenidos de tu página y eso no tiene precio.
  • Todo lo que publiques en el blog de tu página, ayudará a tu posicionamiento en buscadores. Publicando asiduamente y haciendo SEO , puedes llegar a la primera página de Google en los términos por los que la gente busca tus productos y servicios. Con una página de Facebook te puedes posicionar con el nombre que le des a la página, pero con nada más. En cambio con tu web te puedes posicionar en varias palabras clave que te ayudarán a atraer clientes.
  • Puedes recoger emails de clientes y luego poder ponerte en contacto con ellos cuando tú quieras. Se acabo ver que tus publicaciones sólo le llegan al 10% de tus fans, si alguien se suscribe a los contenidos de tu web, le llegarán el 100% de los artículos que escribas a su bandeja de entrada. La comunicación con tus clientes potenciales es mucho más fluida.
  • El potencial de alcance es mucho mayor porque una vez que empiezas a posicionarte, te llegan cada vez más visitas y esto sí que es gratis, simplemente requiere que hagas el esfuerzo de escribir al menos una vez a la semana o que contrates a alguien para que lo haga para ti. ¡Merece la pena!

Las redes sociales deben de ser un complemento

No estoy diciendo que las redes sociales no sirvan, pero tienes que verlas como un complemento. Que sean el lugar en el que difundes tus artículos o en el que conectas con tus clientes potenciales de una manera más relajada. Te ayudarán a ampliar el potencial de alcance de tu web y a mejorar tu imagen de marca, pero nunca sin tener detrás una buena página web con un blog integrado.

Espero que os haya sido útil este artículo y que os decidáis a tener vuestra propia web ya. Si te animas a hacerla por tu cuenta, tal vez te interese este curso:

curso-diseno-web-con-wordpr

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de navegación. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptar las cookies y nuestra política de cookies

ACEPTAR

Pin It on Pinterest

claves para tener una web de exito

Consigue gratis el Ebook que va a revolucionar tu página web

Suscríbete y recibe gratis las claves para tener una web de éxito.

No olvides confirmar tu suscripción, te llegará un mail de confirmación :)